Gisela Valcárcel da el ejemplo haciendo público su examen de mamografía

La mamografía anual reduce hasta en un 40% las muertes por cáncer de mama avanzado, que es la fase más compleja y de peor pronóstico. 
Foto GV Prensa
La presentadora de televisión peruana, Gisela Valcárcel, hizo público su evaluación anual de mamografía con el fin de invocar a las mujeres en edad de riesgo a hacerse este examen. La mamografía es el estudio de imágenes ideal para detectar cáncer de mama en estadío precoz, cuando apenas ha alcanzado el tamaño de un grano de azúcar o de lenteja. El tumor maligno tarda en convertirse en una "bola" grande  entre ocho o diez años, tiempo suficiente para detectarlos si las evaluaciones mamográficas se hicieran anualmente.
Al igual que en el 2016, los resultados de la mamografía de Gisela Valcárcel dieron negativo,  registrándose solo unas calcificaciones que no ameritan mayor riesgo, tal como le explicó el médico a la estrella de televisión, quien difundió un vídeo de esta evaluación en su  cuenta en Instagram.
La mamografía está indicada para mujeres mayores de 40 años -Gisela tiene 54- y se realiza anualmente en busca de cambios o alteraciones en la glándula mamaria.
Las mujeres no deben esperar tener síntomas para recién acudir al médico. La idea de la prevención es hacerse la evaluación  de manera rutinaria, cuando no hay síntomas.  En el Perú un gran porcentaje de mujeres pasan por mamografias diagnósticas, es decir,  cuando hay sospecha de cáncer. Este tipo de evaluaciones son emocionalmente más angustiantes que hacerse de forma rutinaria.
La mejora tecnológica de la mamografía, que pasó del mamógrafo analógico al digital (mamógrafos 2D y 3D),  permite actualmente detectar cáncer de mama precoz  con mayor eficiencia y con menor incidencia de diagnósticos de falsos negativos o falsos positivos.
Ver a Gisela Valcarcel hablando de su mamografía con el médico.

Senos Libres

No hay comentarios :

Publicar un comentario